Coyotes-Black Demons, gran final de la LNFA Junior

Santurtzi Coyotes y LG Oled Las Rozas Black Demons disputarán la gran final de la LNFA Junior. La cita será el próximo fin de semana del 13 y 14 de mayo en Santurtzi, donde Coyotes, que eliminó a Royal Oaks Knights de Alcobendas en semifinales (33-26), intentará destronar a los actuales campeones para sumar su primer título nacional. Black Demons defenderá la corona que conquistó el año pasado ante Valencia Firebats (27-8 en la final) tras imponerse en feudo de Murcia Cobras en otro emocionante encuentro (25-34).

Coyotes, que llegaba a los playoffs invicto como líder del ranking nacional de la temporada, no lo tuvo nada fácil para deshacerse de Royal Oaks Knights, que nunca dio su brazo a torcer a pesar de ir casi siempre por detrás en el marcador. Coyotes se adelantó al inicio del segundo cuarto con un 14-0 tras dos touchdowns de Joao Victor da Silva y Adrián Meléndez, pero el TD de Daniel Baturone (14-6) recortó diferencias. Una igualdad que duró poco, porque a 40 segundos del descanso Coyotes golpeó de nuevo con un touchdown de Ángel González (20-6). En la reanudación los visitantes se acercaron de nuevo en el marcador gracias a Álvaro Montes (20-12), pero Coyotes siguió mandando. Con Joan Victor da Silva y Adrián Meléndez de nuevo como protagonistas, los de Santurtzi situaron un concluyente 33-12 que parecía decantar definitivamente el choque. No fue así, porqué Royal Oaks Knights nunca se rindió. Álvaro Montes sumó otro TD para los de Alcobendas y en el último cuarto Daniel Baturone devolvió la emoción al partido (33-26 con la conversión de 2). Faltaban todavía tres minutos y todo era posible, pero la remontada se quedó ahí y Coyotes pudo asegurar su primera presencia en una final de la LNFA Junior.

En la otra semifinal, Murcia Cobras llegaba invicto y con el factor campo a su favor, pero no pudo aprovecharlo para desbancar a los actuales campeones. Black Demons acabó imponiéndose por 25-34 y podrá defender título. Cobras fue quien abrió el marcador en el primer cuarto, con una recepción de Alberto Onofre Martínez Talavera (6-0), pero el segundo parcial fue madrileño. Hugo Mínguez, con una jugada de QB sneak, y Rodrigo Casado, en una acción de pase, dieron la vuelta al resultado (6-13). La defensa de Cobras, sin embargo, interceptó un balón para dar una oportunidad de oro a los suyos, que justo en la última jugada antes del descanso igualaron la contienda con una carrera de Tomás Montalvo (12-13).

Tras el intermedio, la igualdad continuó siendo la tónica dominante. Hugo Mínguez volvió a distanciar a Black Demons (12-19), pero Cobras respondió para situar el empate a 19 con un pase de TD a Martínez Talavera. En pleno intercambio de golpes, los visitantes anotaron de nuevo antes de cerrar el tercer parcial, con un envío a Miguel Ángel Alonso (19-26). Ya en el último cuarto un error de Cobras en una jugada de “punt” terminó con un “safety” y dos puntos en el casillero de Black Demons (19-28). Cobras necesitaba dos anotaciones para dar la vuelta al partido y lo intentó, aunque sin acierto, y a 43 segundos de la conclusión una carrera de Gabriel Levin convirtió la remontada en una misión prácticamente imposible (19-34). Cobras aún pudo anotar con un pase largo a Jorge Rodríguez, con sólo 13 segundos en el reloj, e incluso recuperó el balón con un “onside kick”, pero no hubo tiempo para más.

Foto: Lola Morales

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+